El Paso a Paso de la Venta de Una Vivienda

¿Quieres cambiarte de casa o departamento?, pero también es importante analizar un paso que puede ser previo: cómo vender un inmueble para así tener mayores recursos cuando adquieras uno nuevo.

Vender una propiedad usada puede ser un proceso largo, pero no necesariamente complejo, sobre todo si se deja en buenas manos. Por eso, lo primero es contactar a un corredor de propiedades o inmobiliaria para que gestione su venta. Si bien no garantiza resultados, se recomienda que sea profesional, debidamente habilitado para esta función y que cuente con experiencia.

Con el se evalúa el precio de venta de acuerdo al mercado, el entorno y las condiciones en las que se encuentra la casa o departamento. La corredora Marcela Godoy, de SIP Propiedades, estima que la publicación del valor debiera ser entre 7% y 10% superior al precio mínimo de venta que finalmente decidas.

Luego hay que reunir documentos como escritura, certificados de dominio vigente, certificado de gravámenes y prohibiciones, los cuales se solicitan al Conservador de Bienes Raíces con el fin de informarse si la propiedad presenta algún impedimento para ser vendida.

El cuarto paso consiste en publicar la propiedad en portales inmobiliarios, página web de la empresa de corretaje y poner un letrero en la misma vivienda para dar a conocer que se encuentra en venta. En todo caso, antes de mostrarla los expertos recomiendan acondicionarla adecuadamente (ver recuadro).

Cuando un interesado realmente desea adquirir el inmueble, realiza una oferta formal, la que debe reflejar el precio, la forma de pago, las condiciones para que se firme el contrato de compraventa y la identificación de quien es el comprador.

Una vez aceptada la oferta, se debe firmar una promesa de compra, que puede ser por instrumento privado o escritura pública. A partir de ese momento el abogado de la parte compradora realiza los estudios de título legales. Si no hay objeciones, se firma la escritura de compraventa y esta se inscribe en el Conservador de Bienes Raíces, donde queda establecido el traspaso de dominio. Finalmente, se entrega la propiedad en una fecha acordada con el comprador.

El proceso demora 60 días desde la firma de la escritura, si es que hay que alzar una hipoteca en la propiedad. En cambio, si el pago es en efectivo, podría reducirse hasta 30 días.

 

Consejos para Vender Tu Casa Rápido

Marcela Godoy, de la empresa de corretaje SIP Propiedades, entrega las siguientes recomendaciones para vender más rápido una propiedad:

1.- Hacer aquellas reparaciones menores que pueden asustar a los potenciales compradores, como pequeñas grietas producto de temblores, enchufes rotos y humedades.

2.- Si la propiedad se encuentra habitada, tratar de que esté ordenada y limpia para que el potencial comprador ponga su atención en sus características más que en la suciedad.

3.- Tener una vivienda bien iluminada. En lo posible, con paredes y muebles blancos, ya que entregan la sensación de espacio. De no contar con ellos, es bueno disponer de una buena iluminación artificial, abrir las persianas y correr las cortinas. Además, buscar que la decoración no sea saturada para que los espacios no se vean más pequeños de lo que son.

4.- Mantener una buena temperatura. Quien ingrese a la casa debe sentir que es agradable entrar en ella.

5.- Tener publicado un buen aviso, con fotografías atractivas, una descripción real y detallada.